dimecres, 10 de desembre de 2008

Los clásicos en la red: Troya

Al parecer el mundo clásico está por todas partes. Sin ir más lejos, un referente bastante interesante, es el conocido "virus troyano".
Se trata de un programa informático que simula ser "software" útil (como actualizaciones de Microsoft por ejemplo), y al ser descargado en vez de un programa de seguridad lo que se instala es un virus dentro del mismo ordenador.
El nombre, muy acertado por cierto, hace referencia al tan conocido episodio del caballo de Troya, regalo de los griegos para sus rivales los troyanos, que en un principio aparentaba ser un presente pero que, en realidad, traía al ejército griego dentro. Así, cuando los troyanos decidieron aceptarlo, también aceptaron sin saberlo la perdición de su ciudad.

Es sorprendente como, incluso dentro de las nuevas tecnologías ( Internet en este caso), que parecen estar tan alejadas del mundo clásico, se sigan reutilizando los referentes del mundo de Homero.

6 comentaris:

Epaminondas ha dit...

Bien visto, Edurne. Pero en informàtica también hay, aparte de programas maliciosos (troyanos) espías (spyware - que son instalados por los troyanos o los virus) e incluso gusanos.
Si el troyano es el caballo, ¿quién es el espía, esto es, quién fue el espía griego que convenció a los troyanos para que entraran el caballo en la ciudadela troyana?
Y, ¿quién se opuso a que el "regalo" de los griegos fuera introducido en la ciudad?
Por cierto, este episodio del "regalo" de los griegos ha dado lugar a una famosa frase latina, presente incluso en los comics de Asterix.
¿Sabes cúal es la frase?

Me atrevo a preguntar porque os veo muy puestas en estas cosas del mundo clásico.

Natalia ha dit...

Bueno, el comentario de Epaminondas me ha supuesto una especie de reto; así que navegando por este cibernético mundo he encontrado una frase que se acerca a la que él ha planteado: "Timeo danaos et dona ferentes" ("Desconfia de los griegos... aunque traigan regalos").

Por otra parte tenemos a Laocoonte,sacerdote que se opuso a la entrada del caballo de madera en la ciudad, hecho que como ya hemos estudiado, le arrastró a un trágico desenlace.

Y por último encontramos a Sinón, espía griego que convenció a los troyanos de que el caballo era una ofrenda a Atenea a pesar de las advertencias del ya mencionado Laocoonte y Casandra, sacerdotisa de Apolo;con quien pactó, a cambio de un encuentro carnal, la concesión del don de la profecía.

¿Qué os parecen mis hallazgos?

¡Un saludo!

Epaminondas ha dit...

Me parecen muy bien, Natalia. ¡Pleno!
Laocoonte, Sinón. Además Timeo Danaos et dona ferentes es la frase a la que me refería.
¿Rizamos el rizo?
¿Quién pronució esa frase? ¿Qué obra literaria debemos hojear para encontrarla?
¿En qué famosa escultura podemos ver las consecuencias de la oposición de Laocoonte a la entrada del caballo?
¿Qué pintor español, de origen griego, dedicó también un cuadro a este episodio?
¿Pregunto demasiado?
¡Adelante!

Edurne ha dit...

La frase la pronunció Laocoonte en la Eneída, Libro II.
Me he enredado un poco al buscarlo, porque sabía que el episodio se narraba al principio de la Odisea escrita por Homero, pero al parecer también aparece en la Eneida, que es donde se encuentra la famosa frase.

La escultura se trata del "Laocoonte y sus hijos" una de las figuras más representativas del período helenístico.

Y el pintor sería "El Greco" probablemente, que realizó un cuadro alegórico con una Toledo oscura y en llamas.

Está bien esto de poner a prueba nuestros conocimientos, ¡gracias Epaminondas!

Epaminondas ha dit...

Sí, señora. Muy bien, Edurne. Laocoonte en Eneida II, verso 49 (quidquid id est, timeo Danaos et dona ferentes).
La escultura helenística, que se conserva en los Museos Vaticanos, y El Greco, el pintor cretense trasladado a la imperial Toledo.
¡Sois unas hachas!
Por cierto, el grupo Tierra Santa tiene una canción sobre el caballo de Troya, donde se narra sucintamente la historia.
Otra canción suya tiene referentes clásicos: El canto de las sirenas.
Como decía Edurne al comienzo de su post "al parecer el mundo clásico está por todas partes".

aregreb ha dit...

Epaminondas no seques mi fuente de post XD